La encuadernación fresada

Las distintas variedades de encuadernados que se han producido desde los tiempos antiguos hasta la actualidad son incontables. Pero si un tipo de encuadernación ha sabido sobrevivir por su reputación y por su empleo masivo, esa es la encuadernación fresada, también conocida como encuadernación rústica fresada.

En este post queremos contaros qué es la encuadernación fresada y en qué consiste exactamente, conociendo de paso sus características, aplicaciones y los tipos que encontramos en función de la cola EVA o PUR.

¿Qué es el encuadernado fresado?

La encuadernación fresada, como decíamos, es uno de los tipos de encuadernación más habituales. Su uso es muy frecuente gracias principalmente a su sencillez y reducido coste, los mismos motivos que le permitieron extender desde su auge inicial a finales del siglo XIX.

En este tipo de encuadernación, se fresa (se raspa) el borde del bloque de hojas para que luego la cola penetre con facilidad y se adhieran tanto las hojas en bloque como, a la misma vez, a la cubierta (blanda). Se trata de la encuadernación más extendida en los libros de bolsillo y es muy popular en impresión digital, ya que permite imprimir las hojas por separado y luego encolarlas a la cubierta.

La encuadernación fresada también permite emplear hojas de gramajes gruesos, idóneos para fotografías, catálogos, álbumes o anuarios.

La encuadernación fresada garantiza totalmente la vida útil de tu publicación siempre que cuentes con el asesoramiento y la ayuda de una empresa especialista en impresión.

Tipos de encuadernaciones rústicas fresadas

Existen dos tipos de encuadernaciones fresadas según el tipo de cola que se aplique al fresar el libro.

  • Fresada con cola EVA
  • Fresada y rústico con cola PUR

La cola EVA en el encuadernado fresado: ¿para qué se emplea?

La cola EVA (Etileno Vinil Acetato) se emplea en la encuadernación americana o rústica fresada, conocida así por su uso generalizado en EEUU para la distribución de historietas o cuentos de ciencia ficción, así como determinadas revistas o libros.

Es la que ha facilitado un tipo de encuadernación barata que ha hecho posible la producción masiva de impresión de libros (a un coste mucho menor), democratizando el acceso a la lectura.

En este tipo de encuadernación fresada, basta con unir las hojas en un taco, fresar el lomo, aplicar el pegamento y unirlo a la tapa. Es por ello que se suele utilizar para el encuadernado de documentos simples y libros de tapa blanda.

En caso de utilizar cola EVA, antes de aplicar la cola en el lomo el libro se fresa, es decir, se raspa y se cepilla. La encuadernación de los libros en papel se realiza con un gramaje que va de los 80 a los 115 gramos.

¿Qué ventajas presenta?

Con la cola EVA las encuadernaciones son mucho más rápidas que en formato cosido, espiral o tapa dura, reduciendo los plazos de entrega y los costes relacionados. Es idónea para libros sencillos, historietas, revistas y catálogos personalizados. Es decir: sin ser especialmente resistente, sí es muy barata e incluso se puede aplicar manualmente.

La encuadernación fresada PUR: ¿en qué consiste?

La encuadernación fresada o rústica PUR no es diferente a la anterior salvo por el tipo de cola que usa. En este caso, su componente principal es el polímero de uretano (Poly Uretano Reactivo). Esta cola PUR la convierte en más resistente y flexible, así como equiparable a la encuadernación rústica cosida, aunque sin sus altos costes.

El procedimiento es idéntico a la cola EVA, a máquina, si bien se emplea cola de mayor densidad y resistencia, ofreciendo mayor sujeción.

Lo que permite la encuadernación fresada PUR es encuadernar páginas de distintas calidades, grosores y gramajes.

¿Cuándo utilizar la encuadernación rústica PUR?

En iVerso recomendamos la encuadernación rústica PUR para catálogos de producto, corporativos, tarifas, publicaciones periódicas (revistas con lomo), y cualquier libro con lomo que vaya a ser usado de forma intensiva. También es una excelente alternativa para los libros de edición que van habitualmente encuadernados en rústica cosida, sobre todo en las tiradas cortas.

¿Qué ventajas presenta?

Gracias a su resistencia y consistencia, permite unir un número amplio de hojas con gran perdurabilidad y flexibilidad, pudiendo abrirse en plano, sin que sus hojas se desprendan. También permite fresar todos los gramajes de papel y resiste altas temperaturas. Además, se reducen los costes de producción en imprenta. También es más ecológica, ya que no hay que aplicar tanta cantidad como con la americana. Y permite encuadernar todo tipo de soporte de libro, ya sea laminados, offset, impresión digital o papel fotográfico.

En definitiva, la cola PUR no pierde propiedades y el libro permanece inalterable al paso del tiempo, por lo que ofrece una mayor vida útil a los libros que la encuadernación cosida. Siendo el coste más bajo que el de un libro encuadernado en tapa dura o en rústica cosida.

¿Es posible añadir un cosido en la encuadernación fresada?

En la encuadernación fresada, no es posible añadir ningún tipo de cosido en el proceso mecánico. Para ello, habría que proceder a realizar una encuadernación manual.